. Acónito: Descripción y propiedades - Medicinavegetal.com
Acónito

ACÓNITO

1.- Nombre científico: Aconitum napellus.


2.- Otros nombres comunes: Alva lupina, anapelo, naeplo, matalobos.


3.- Partes de la planta de uso médico: Los tubérculos radiculares jóvenes del año, y también la parte aérea de la planta durante la floración.


4.- Descripción de la planta: El acónito es una planta con la raíz parecida a los nabos, en la cual cada año aparece un nuevo tubérculo, mientras que muere el anterior. De esta raíz surge un tallo que puede alcanzar el metro y medio de altura y con hojas muy divididas de 5 a 7 folíolos. Las flores tienen forma de casco y un color azul intenso y se disponen de forma peciolada en lasgas inflorescencias con aspecto de espiga en el ápice de la planta.


5.- Época de floración: Durante todo el verano.


6.- Presencia: Se encuentra facilmente en las montañas de todo Centroeuropa, pero especialmente en los pastos húmedos de alta montaña con contenido elevado de nutrientes, lugares donde el acónito suele crecer masivamente. Conviene advertir que se trata de la planta mas tóxica de toda la flora europea, y no se debe usar sin control médico. Basta con llevar en las manos húmedas este tubérculo durante mucho tiempo, para que se pueda producir una intoxicación.


7.- Sustancias activas: Varios alcaloides (aconitina, efedrina), taninos.


8.- Acción curativa y uso: En dósis farmaceúticas el acónito actúa a través del sistema nervioso sobre casi todo el organismo. En un primer plano se sitúa la acción analgésica en las neuralgias, ciática y también gota. Es notable su efecto contra la fiebre y su influencia favorable en resfriados. Internamente como tintura o bien como pomada, los preparados de acónito los prescriben a veces los médicos para mitigar los dolores.
En cuanto a la medicina popular, cabe mencionar que en la antigüedad, al acónito se le conocía más como planta venenosa que como medicinal. Se frotaban con el las puntas de las flechas y lanzas, así como de las espadas. También la medicina de la Edad Media se mantuvo recelosa. Tan solo cuando la homeopatía comenzó a ocuparse de ella, pasó a formar parte de la medicina popular. Su aplicación se extiende sobre todo a los enfriamientos, dolores, reúma, gota, insomnio, inflamaciones del aparato digestivo y de las vías respiratorias. Desempeñan a este respecto un gran papel los extractos alcohólicos de la planta y la adición a vinos.


9.- Uso en homeopatía: El homeopático "Aconitum" se prepara con la planta en flor. Se utiliza el producto a partir de la cuarta potencia (D4) en los enfriamientos que van acompañados de fiebre, contra la gripe, las neuralgias, la ciática y otros estados patológicos. Incluso en determinadas dolencias cardíacas se administra el producto. Cuando comienza el enfriamiento, a los primeros estornudos, si se toma "Aconitum" en la potencia D4 en una cantidad entre 5 y 10 gotas de 3 a 5 veces diarias, suele evitarse una posterior infección gripal.


10.- Efectos secundarios: Los envenenamientos debidos a acónito afortunadamente son muy poco frecuentes. Tampoco los niños corren gran peligro ya que los frutos y las otras partes de la planta resultan poco apetitosos. Aún así deben conocerse los síntomas de intoxicación, los cuales se presentan con gran rapidez en forma de escozor de boca y sensación de hormigueo por todo el cuerpo. Se producen al mismo tiempo accesos de sudor, seguidos de escalofríos y una gran sensación de frio. Otros de los síntomas son los mareos, vómitos y diarrea. Por último se necrosan los miembros y la respiración se vuelve cada vez mas lenta. En el transcurso de 20 minutos sobreviene la muerte por colapso. En caso de intoxicación hay que tratar de provocar el vómito y llamar urgentemente al médico, evitando que el paciente pierda la consciencia.